Proyecto: Los niños y las desigualdades educativas en Yucatán

Por: Dra. Guadalupe Reyes Domínguez.

Yucatán es una de las cinco entidades de la República Mexicana con mayor polarización social. Un componente importante de la desigualdad se relaciona con el acceso a la instrucción formal y la permanencia en el sistema educativo, lo que –a la larga- incide sobre otros elementos vinculados con las disparidades sociales, tales como las opciones de empleo, el nivel de ingresos y el prestigio otorgado por la sociedad al individuo. Si bien la mayor parte de los niños de Yucatán cursan la educación básica, lo hacen en condiciones muy disimiles. Elementos importantes a este respecto son la infraestructura de los centros escolares; los apoyos extracurriculares; el capital educativo de las familias;  la disponibilidad infantil de tiempo para dedicar a la escuela; la cercanía cultural de los menores con los contenidos de los programas de estudio, con las formas de enseñanza – aprendizaje empleadas en el aula, e incluso con la lengua utilizada por los docentes. Todos estos elementos se articulan en forma compleja dando como resultado que los índices más desfavorables en rubros como alfabetización, permanencia, deserción y eficiencia terminal se registren entre los niños de ascendencia maya. En este contexto, el objetivo del proyecto es analizar cómo se articulan los factores que acabamos de enunciar en las diversas regiones de Yucatán y en los distintos subsistemas de la educación pública básica en la entidad, examinando a la vez el significado que los niños otorgan a su asistencia a la escuela y las expectativas de ellos y sus familias respecto de la instrucción escolar que reciben.


Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.

Buscar en OpenEdition Search

Se le redirigirá a OpenEdition Search